Los tribunales anulan una sanción por falta grave a un delegado de Si.P.E. La sanción no era otra cosa que una persecución disfrazada de expediente por las denuncias y reclamaciones realizadas por nuestro compañero contra la Jefatura de Unidad de la Comisaría de Vitoria.

 

19/10/16

 

Es lo que tiene no arrastrarse por los despachos de las plantas nobles para conseguir privilegios, y denunciar todos los abusos que cometen muchos de los esbirros colocados a dedo por el Departamento y que campan a sus anchas por muchas de esas plantas.

En el caso que nos ocupa encontraron una excusa para seguir con la persecución a nuestro delegado y a instancia de la Jefatura de Unidad de Vitoria se le abre un expediente disciplinario por "El incumplimiento de las órdenes o instrucciones de los superiores o responsables del servicio referidos al mismo que no constituyan falta muy grave"

 

Como viene siendo habitual, en el expediente se vulneran los derechos del expedientado y el juzgado acaba de anular la sanción.

Curiosamente, los mismos hechos que sirvieron de excusa para sancionar a nuestro delegado son cometidos a diario por la mayoría de los miembros de las Jefaturas de Unidad y el caso de la Comisaría de Vitoria no es, precisamente, ninguna excepción. Queda clara la calaña de estos esbirros y de su Consejera. La de los primeros por instar un expediente para nuestro delegado y la de la Consejera por aprovecharse de esta persecución para abrir expediente a nuestro compañero.

Si estos aprendices de tiranos colocados a dedo (algunos ya "licenciados" con todos los deshonores) y su Consejera piensan que con esta continua campaña de acoso van a conseguir que el grupo de ertzainas que formamos esta Organización se pliegue a cada capricho de algunos jefes y a las continuas vulneraciones de derechos cometidas por los responsables del Departamento, es que siguen viviendo en la nube de la prepotencia y la chulería que les otorga su situación de superioridad. No lo conseguirán jamás, ni con el acoso al que nos someten cada vez que ven una oportunidad ni con las prebendas que dan a otras organizaciones para tenerlas comiendo en su mano.

Si.P.E., tu mejor defensa; tu única opción.