El Departamento obligado por un juzgado alavés a la revisión de la resolución del nombramiento de funcionarios de la 21ª promoción en la que se excluyó a varios aspirantes al aplicar la ilegal reserva de plazas a mujeres.

 

14/12/16

El Departamento se aprovecha de la lamentable Justicia que tenemos en este País y cuyos plazos y retrasos siempre les favorece.

Por norma general las sentencias llegan muy tarde para que se ejecuten en debida forma. Esto obliga a volver a los tribunales con lo que el Departamento sigue ganando tiempo y se retrasa aún más el resarcimiento del perjuicio causado al reclamante, llegando en ocasiones a hacerlo del todo imposible con lo que el Departamento consigue que una manifiesta ilegalidad le salga gratis. En cualquier país democrático que se precie el responsable directo de estas ilegalidades tendría que estar entre rejas, o cuanto menos, ser cesado de por vida, pero en Euskadi no, incluso se le premia con un puesto mejor aún.

El compañero fue excluido en la convocatoria de la 21ª promoción porque se reservó plazas a mujeres de forma manifiestamente ilegal. Obtuvo sentencia del TSJPV en 2010 por la que se declaró nula aquella reserva de plazas y obligó a la Directora de la Academia a eliminarla. Pero no lo hizo y muchos aspirantes, que no tuvieron la ocasión de conocernos, ya tendrán hasta olvidado su sueño de ser policías. Ningún responsable de esta tropelía ha pagado por ello.

Lo único que se podía hacer en aquel momento con este compañero era su incorporación al siguiente curso de formación, que fue el de la 23ª Promoción. Superado el curso, y el periodo de prácticas, fue nombrado funcionario de carrera junto al resto de los aspirantes de la 23ª. Entonces comenzó un nuevo periplo de reclamaciones para exigir sus derechos, como son pertenecer oficialmente a la 21ª promoción, tener la antigüedad correspondiente y ser indemnizado por las retribuciones dejadas de percibir por todo el tiempo que estuvo excluido por un capricho ilegal de unas mentes enfermas. También ha perdido la oportunidad de optar a diversos cursos y los culpables de ello siguen libres, cobrando y riéndose de la ciudadanía

¿Y que ha hecho la Administración ante estas nuevas justas y necesarias reclamaciones?, pues seguir riéndose de él y de la Justicia al inadmitir sus solicitudes con la excusa de que ya habían cumplido la sentencia nombrándole en la 23ª. El Juzgado vuelve a dar la razón al compañero y aclara lo siguiente con respecto a la sentencia del TSJPV de 2010:

"El derecho del recurrente a proseguir con el procedimiento selectivo y, previa acreditación de los requisitos exigidos, ser, en su caso nombrado funcionario en prácticas e incorporarse al siguiente curso de formación, no excluye de manera tajante, tal como es sostenido por la administración demanda su derecho a ser nombrado funcionario, en su caso, conforme a las directrices de la Resolución de 19/03/2007, como parte integrante de la 21ª promoción"

Se ha dado otro nuevo paso en esta batalla en la que ya llevamos más de 9 años (y seguiremos los que hagan falta). Ya no queda más remedio a la Administración que revisar y anular aquella resolución por cuanto no incluía como funcionario de carrera a este compañero (y a otros). Todo llega y algún día alguno de estos sinvergüenzas que tenemos como responsables políticos acabará en galeras ¿quién será el afortunado/a?

Si.P.E., tu mejor defensa; tu única opción

 

                                                                                                                                                                        Arriba